Crear un E-Commerce. Tipos, proyectos y realidad.

Todos conocemos el anacronismo económico y social al que se enfrenta cualquier empresa en esta sociedad, conformada por impuestos y trámites burocráticos más propios de una época pasada con entidades financieras que no terminan de creerse sus propios planes de subvenciones y préstamos subdesarrollados, por lo que cualquier alternativa con una proposición estratégica rentable debería estimarse como un factor positivo para considerar otro modelo de negocio en el que vincular y crear la capacidad o el valor de una marca.

La necesidad de adaptar tu negocio a internet es un hecho más que posible, pero precisamente nosotros te lo presentamos como lo que debe ser, una posibilidad de darle forma a tus proyectos.

El e-commerce consiste en la compra y venta de productos o de servicios a través de medios electrónicos, tales como Internet y otras redes informáticas.

Existen diferentes tipos de e-commerce:

B2C – Business to Consumer: comercio entre las empresas y los consumidores finales. Venta directa a través de internet.

B2B – Business to Business: comercio entre empresas.

B2B2C – Business to Business to Consumer: el cliente nuestro es una empresa pero el cliente que paga es minorista.

P2P – Peer to Peer: relación entre pares. Un sistema de red donde los archivos se reparten en diferentes computadoras y los usuarios acceden a unas u otras mediante un servidor central.

C2C – Consumer to Consumer: comercio entre particulares. Puede ser en modo subasta, venta directa o clasificados.

Las variables son múltiples y las posibilidades combinatorias son casi infinitas, una vez no existan fronteras generacionales que corten el progreso del marketing digital comprenderemos el nivel de rentabilidad que ofrecen estos modelos de negocio en la actualidad. 

El propio sector no entiende la palabra detenerse, ya que cada año la inversión es mayor y se estima según la consultora Forrester que el e-commerce crecerá en España un 18% entre los años 2013 y 2017, siendo el país europeo con mayor proyección.

Tambien debemos decir que no es oro todo lo que reluce, ya que la coherencia y la honestidad conforman nuestras relaciones con el cliente, y sabemos que no es sencillo encontrar un negocio que no esté inventado, pero tampoco necesitas eso.

Si bien el mercado de patentes está desbordado y maniatado por las obsesiones de las corporaciones que no soportan el hecho de no terminar de controlar las tendencias socioeconómicas totales del mercado, si que podemos ofrecer nuevas formas de asociar y vincular servicios o productos, creando la posibilidad de hacernos un enorme hueco en este orbe electrónico. 

Este es nuestro trabajo, crear experiencias de máxima rentabilidad para tu negocio en internet y proyectar tus ideas formando un equipo desde el principio.

“Lo que hace que la gente se mueva no es que dices, sino como lo dices” 

Bill Bernbach